Analytica

Ante el pánico, Guzmán decide quemar las naves

El ministro Guzmán, convertido en una suerte de nuevo primus inter pares del gabinete fernandista, decidió darle a los mercados financieros lo que le estaban pidiendo. Anunció un ajuste fiscal de $150.000 millones para los últimos dos meses del año y se comprometió a reducir sustancialmente la asistencia al BCRA al Tesoro. Consolida así una nueva estrategia de endeudamiento que limita el margen de acción del gobierno para los próximos meses. Está obligado a bajar el gasto y mantener estable el tipo de cambio para no poner a la economía en una situación aún más delicada. ¿Cómo es la aritmética de la nueva estrategia?

Encontrá el informe en el link de abajo.

      
VER ANALYTICO COMPLETO